%Title

“Caso Morales Parraguez” debe ser urgentemente investigado y CNM deslegitimado no puede elegir procuradores
11/10/2016
  • Perú

Ante la denuncia difundida este domingo 9 de octubre sobre la contratación de la pareja sentimental de la hija y futuro yerno de Morales Parraguez, consejero del Consejo Nacional de la Magistratura (CNM), quien trabajaría actualmente en la oficina del consejero, el Instituto de Defensa Legal – IDL debe señalar enfáticamente lo siguiente:

1. La situación denunciada configuraría una seria y grave falta contra la ética en la función pública, máxime al tratarse de una entidad y un funcionario que elige, evalúa y destituye a magistrados a nivel nacional. Por ello este caso debe ser investigado no solo por el propio CNM sino también por el Congreso de la República, en indagaciones que pueden dar paso a la vacancia o la remoción del consejero.

 

2. En el caso del CNM, además, debiera indagarse sobre las responsabilidades de otros funcionarios, toda vez que no es razonable que esta situación sea conocida y debatida a partir de la denuncia de un medio de comunicación. En ese sentido, urge también que en el Consejo se implementen medidas de prevención de estas situaciones así como de presuntos conflictos de interés.

 

3. Este caso trae a colación la urgente reforma que requiere el Consejo, que incluye nuevas elecciones de sus integrantes toda vez que sobre la mayoría hay diversos cuestionamientos. Así, otorgarle nuevas facultades al CNM (como el nombramiento de procuradores) no solo es un contrasentido sino un sospechoso aval a una institución que está altamente deslegitimada. Por ello la Comisión de Constitución y Reglamento de la República no debiera aprobar alguna iniciativa normativa sobre sus competencias.

 

4. La elección del consejero Morales Parraguez, de febrero del 2016, es otro serio problema. Los jueces supremos titulares lo eligieron sin mediar reglamento de elección, con ausencia de publicidad y transparencia y sin la posibilidad del escrutinio público de sus antecedentes que garantice mejores resultados en la elección.

 

5. Otro caso que urge fiscalizar al Congreso de la República es la arbitraria e inconstitucional elección y juramentación de Teódulo Santos Cruz como representante de los jueces supremos ante el CNM, en diciembre del 2015. Dicha elección fue para que el consejero Santos ejerciera el cargo por solo dos meses, supuesto que no existe ni en la Constitución ni en la Ley. Los consejeros titulares y suplentes son elegidos por 5 años según el artículo 155 de la Constitución, una norma regla de carácter público sin posibilidad de ser variada por ningún poder constituido (el Poder Judicial) ni organismo constitucional autónomo (el CNM); lo que no ha sido respetado violando la Constitución y creando un serio precedente de desorden institucional en el nombramiento de altas autoridades del sistema de justicia.